Cada día interactuamos ciento de veces con nuestro móvil y la mayoría de ellas usamos uno de los sistemas de identificación que tiene. Antes lo normal era usar el pin o el patrón pero ahora los sensores de huellas son mayoritarios.

Google quiere que llevemos esta forma de actuar también a las aplicaciones y a nuestra navegación web y es por eso que ha actualizado los Google Play Services a una versión que hace que todos los móviles con Android 7 o superior puedan usar su huella dactilar como forma de identificación en aplicaciones y webs.

Un estándar que hay que implementar

La forma de hacerlo es mediante la integración en los Play Services de FIDO2, un estándar abierto desarrollado por la FIDO Alliance, que permite usar tu huella dactilar en webs y apps.

Este estándar parte de una API que tiene que ser implementada por los desarrolladores de aplicaciones o de páginas web, pero que una vez puesta hace que cualquier móvil con Android 7.0 Nougat o versión superior pueda usar dicha función.

En el caso de que los móviles con Android no tengan un sensor de huellas podremos usar un PIN para acceder a estos servicios, en vez de la contraseña original, que seguirá sirviendo para cuando nos conectemos desde otros dispositivos.

Los sensores de huellas en la pantalla del móvil llegan ¡este año!

La seguridad como prioridad

Este estándar obliga a que los datos biométricos se queden en el dispositivo y no sean enviados a ninguna parte, lo que hace que la seguridad sea mucho mayor que en otros casos. El motivo es claro: no hay dato personales de seguridad que salgan de nuestro teléfono.

La compatibilidad es bastante amplia dado que navegadores como Firefox, Chrome o Edge ya la soportan. Pero como hemos dicho, los desarrolladores deben implementar estas API FIDO2 en sus aplicaciones para que también podamos usar la huella en nuestras conexiones con las mismas.